domingo, febrero 04, 2007

Un líder: ¿nace o se hace?

Pues, aunque suene duro, el líder nace. Y estoy de acuerdo con ello, es más, cuando veas que una persona se esfuerza demasiado en ser líder, ten claro que no lo es. ¿Quién es líder? ¿Cómo ser líder? Un líder es aquél al que el liderazgo le sale de forma natural, no tiene que esforzarse en ello (aunque no por ello está exento de reglas, un buen líder no puede o no debe hacer lo primero que se le pase por la cabeza).

Esta reflexión nace de un comentario que hice hace tiempo en el blog "Recursos y Humanos", donde decía más o menos esto mismo. Como no me gusta repetirme (y porque realmente ese día estaba muy sembrado y el texto me parece digno), copi-pasteo aquí lo que escribí en su día a modo de comentario en su blog:

Yo diría que el líder "natural" es aquél que tiene un "noséqué" que hace que las masas le sigan y la gente le escuche y ponga en práctica lo que dice, sin discutir demasiado. Y ¡ojo! que no me refiero con ello a que los postulados de ese líder "natural" sean buenos, en el tradicional término de la palabra.

Para muestra, Hitler, por ejemplo: líder natural donde los haya, con una capacidad inmensa de seducción sobre las masas, que, desgraciadamente, llevó a su país a la hecatombe.

Por desgracia, hay muy pocos líderes naturales con verdaderas capacidades entre los jefes de una empresa: la mayoría son imitaciones patéticas de modelos leídos en los libros, aplican técnicas como si estuvieran haciendo una receta de cocina, pero la gente a la que pretende "liderar" se da cuenta. Un verdadero líder es aquél al que, precisamente, no le preocupa que alguien NO le considere líder, porque hay mucha más gente que SI lo hace... En cuanto veas a alguien obsesionado con ser líder, sabrás automáticamente que no lo es.

Ahora, a mis sospechas de que el liderazgo es algo natural y no algo que se aprenda y aplique como una receta de cocina, se añade el texto de este blog dedicado a la genética, que afirma sin más dilaciones que "el liderazgo está en los genes: o has nacido con ellos o no, pero no se pueden modificar".

Teoría peligrosa donde las haya, porque todo lo que toque a la genética y al determinismo de nuestras capacidades en función de nuestra composición biológica al nacer suena a alarmantes mentalidades políticas, que han llevado a más de un disgusto a más de uno y a más de dos países en este siglo que nos precede.

Pero, sin embargo, tiene razón. Dejando de lado lo políticamente correcto, resulta que la Naturaleza no es nada políticamente correcta... Si has nacido con los ojos negros en vez de verdes, como tú querías, es así y mejor harías en aceptarlo. Y si unos nacen "casi solos", como suelo decir, esto es, con un empuje y una vitalidad sorprendentes, y otros se hacen los remolones y hay que ir empujándoles constantemente por la vida, está claro que diferencias hay. Incluso dentro de la misma familia. Así que, el que es líder lo es y punto, sin necesidad de libros, cursillos y cursiladas por el estilo.

Este blog lo deja claro, en un post sabiamente titulado "¿Por qué es difícil cambiarse a uno mismo?": el negocio de los libros de liderazgo, cursillo varios, cintas, cassettes, y toda la parafernalia que se vende en el mercado de auto-ayuda estriba en que son creados precisamente por aquellas personas que son líderes, que hacen ver que intentan vender el secreto de su esencia a los demás en un acto de altruismo. Lo cual entra en directa contradicción con la definición de líder: alguien con poder de influencia sobre los demás, ¿por qué habría de querer renunciar a él y debilitar su propia posición, enseñando a otros a "quitarle" el trabajo?

Y si estamos diciendo que los líderes no necesitan que otros les indiquen el camino, "¿por qué la gente que cree que puede llegar a ser líder necesita comprar un libro para que otro líder le diga lo que tiene que hacer?". Cierto, y con eso se cae toda esa teoría de que un líder se puede hacer. Se puede perfeccionar, darle forma, rematar, pero no crear.

Por supuesto, para llegar a ser líder, se necesitan también oportunidades donde se puedan demostrar esas dotes de liderazgo, si no, éstas se quedarán en estado latente, y por ende, desaprovechadas para cualquier organización. Y aquí es donde fallan muchas empresas. Decir que uno tiene que ser líder incluso cuando le toque llevar fotocopias, es una falacia. Es como decirle a un niño que intenta aprender a andar que lo haga encima de una cama de agua, y que si realmente tiene la capacidad de andar, lo podrá hacer sin perder el equilibrio. ¿No suena eso más bien a sabotaje? Y, en cambio, sustituir a esos líderes naturales por líderes prefabricados, impuestos en función de sus relaciones políticas dentro de la empresa sólo trae desgracias, frustraciones y persecuciones, porque se pone a alguien equivocado en un puesto que le viene grande pero que le infla el ego, y se abre la veda de los malos rollos o la caja de Pandora de los errores de liderazgo.

Toda una ciencia dedicada al liderazgo, un montón de ofertas de trabajo pidiendo insistentemente líderes, líderes, liderazgo y luego llegamos a la vida interna en las empresas y resulta que en casi la mitad de las veces se promueve a esos falsos líderes, de esos a los que se manda a caros cursillos de formación, solamente con la esperanza de que, a la vuelta, sepan aplicar juiciosamente y eficazmente unas frases vacías aprendidas. Ni lo harán eficazmente, ni mucho menos serán capaces de aplicarlas de manera juiciosa.

El verdadero secreto de un buen ambiente de trabajo y, en muchas ocasiones, de mayor productividad, reside sencillamente en el talento de las personas encargadas de descubrir a esos líderes naturales y en su valentía de ponerlos a ellos y sólo a ellos en los puestos de decisión empresariales. No se puede intentar meter con calzador en puestos de responsabilidad a gente que no sabe ni cómo liderarse a sí misma, mucho menos a los demás. Porque lo primero para llegar a ser un líder es, precisamente, serlo, y lo más importante y antes que nada: serlo de uno mismo.


23 comentarios:

Telémaco dijo...

Muy buen post.

De todas formas personalmente pienso que si en una empresa se promueve a falsos lideres sólo hay un responsable, el falso "líder" que está en lo alto de la jerarquía. Este es el primero que asciende a líder a aquel que le adula, lo demás es un efecto en cascada.

Y cuando esto ocurre, la mayoría de las veces es porque este líder "nace" y no se "hace", para que lo va a hacer si ha heredado el puesto.

porfineslunes dijo...

Jaja, está claro que ése es el caso más claro de lider "natural"...

Es lo de menos dijo...

A veces tengo mis dudas, pero también creo que el lider nace y que hay algunas habilidades propias de ellos que no se tienen o adquieren por mero aprendizaje.

Por cierto, por fin es Lunes, has sido el único (tranqui, no te emociones) que conoces mi identidad y mi condición (mmmmmmmmm), así que da menos pistas ¿ok? Sólo es una regañina a medias, entre futuros colegas (sigo con el empeño de tu inminente, lejano, o... fichaje para los RRHH)


;-D

Gracias por tus comentarios en mi blog, siempre son enriquecedores (ya sabes, una de cal y otra de arena)

Cineahora dijo...

También estoy de acuerdo en que la cualidad de liderazgo es un don natural. Se puede intentar aprender, potenciar, trabajar, pero quien no tenga este talento poco llegará a lograr, no dejará de ser algo artificial. Y el líder siempre desprende un algo especial incapaz, por suerte, de medirse, de fabricar.

Angel dijo...

Estoy leyendo Who's Who en el management español, un libro que me parece excelente. En este libro se ha entrevistado a 14 expertos españoles en management a los que se les hacen las mismas preguntas, una de las cuales es: “el líder, ¿nace o se hace?”. Todos, absolutamente todos, opinan que se hace si bien alguno matiza la importancia de la predisposición natural.
Lo cierto es que yo no tengo la respuesta, pero sí se que es más interesante estar convencido de que “se hace” porque eso nos permite apostar por crecer, aprender, desarrollarnos y, quizás, llegar. Huyo de los determinismos aunque sean genéticos. Todo está a nuestro alcance, si nos lo creemos. Y quien aún tenga dudas, por favor, que lea a Viktor Frankl en "El hombre en busca de sentido

cmarti dijo...

Creo que se hacen desde pequeños... el cabecilla de la pandilla, el que tenía dotes para arrastrar a los demás, el que conseguía que todos secundaran sus iniciativas...

Zapatilla dijo...

El lider no nace, si no se crea con una educación de calidad y sobre todo una calara influencia del entorno (familia) y por ultimo de la sociedad donde se viva.

Al contrario que un deportista, en el cual el peso genetico es determinante, los lideres no solo de empresas si no de grupos, con consecuencia del vivir diario.

Ronald Maraví Zegarra dijo...

Así como hay muchos que nacen con talento para la pintura pero nunca llegar a ser pintores, así también hay muchos que nacen con el talento para liderar y, sin embargo, nunca llegan a ser líderes. Por otro lado, hay quienes nacieron sin un talento específico y, no obstante, destacaron en aquello que natura les negó. Un ejemplo podría ser Demóstenes quien, no nació sino, llegó a ser orador (y vaya si lo fue)
El líder es el resultado de varios factores: uno muy importante -como bien señala Zapatilla- es el entorno social.

Willy the fog dijo...

para evitar sufrir una neurosis (la ruptura entre el "yo ideal" y el "yo real")puede joder un poco lo de que el lider nace. Yo creo que Nace, si bien es cierto que la educacion, el entorno social y, al final, las circunstancias terminan por desarrollar el potencial de un lider, por enterrarlo, o por dirigirlo por el camino de la locura...

porfineslunes dijo...

Willy the fog, encantado de tenerte por aquí :) Sí, está claro que hay que tener circunstancias favorables para que se desarrolle el liderazgo en una persona, pero ésta tiene que tener cualidades innatas para ello. De donde no hay, no se puede sacar, que se dice.

Ronald Maraví Zegarra dijo...

Una forma contundente de confirmar que los líderes nacen sería a través de la genética. Identifiquemos cuál es el "gen del lider", luego hagamos un seguimiento -por años, claro- de quienes no nacieron con él y verifiquemos si se hicieron líderes. O también podríamos comprobar si los actuales líderes tienen dicho gen. ¡Sería una gran cosa! pero la genética, con todo lo que avanzó, aún no ha llegado a tales proezas. No obstante, podemos analizar el asunto inversamente. Desde las consecuencias lógicas y fácticas de nuestro argumento. Si el líder nace pero no se hace, entonces -si somos consecuentes- tendríamos que afirmar también que hay quienes nacen exitosos o fracasados, demócratas o fascistas, sinceros o mentirosos, inteligentes o estúpidos, honrados o ladrones, etcétera. Lo fabuloso de la realidad humana es -precisamente-su capacidad para modificar la naturaleza, incluso la propia.

cebolla dijo...

El líder nace, qué duda cabe. Luego se buscarán los canales para desarrollar la capacidad, así como los que sienten pasión por la cocina, la pintura o los números buscan su lugar. Pero ellos nacieron sintiéndolo desde adentro.

Anónimo dijo...

Yo creo que el liderazgo existe en todos nosotros.... dependerá del grado de sabiduría que uno tenga sobre una determinada materia y del entorno que lo rodea si sabe mas o menos de esa materia... Viendo mi entorno por ejemplo, yo soy y me siento lider ante ciertas materias y ante cierto grupo de personas. Porque? porque entiendo màs sobre esos temas sobre ese grupo de personas..
Por otro lado, de ese mismo grupo que hablo, existen otros lideres y se hacen notar (igual como a mi me sucede), cuando se tocan materias que ellos más dominan....
Yo donde trabajé un tiempo, me pasaba igual..... ante cierto temas tratados, yo naturalmente era el lider y otros que dominaban otras materias también lo eran.... por lo tanto concluyo que el liderazgo todos lo tenemos de alguna forma .... algunos más, porque conocen mas temas, y otros menos porque conocen menos temas. Veo también que influye mucho la personalidad, especialmente la seguridad o timedez de una determinada persona,...influye considerablemente para demostrar o no en el ser o no un Lider...... en fin es un tema largo

cebolla dijo...

Anónimo, tener conocimiento suficiente sobre una disciplina determinada no te hace sabio ni líder. Fijate en la escuela o en la universidad, donde suele haber profesores que saben mucho, mucho pero son malos líderes: no saben contener ni guiar ni orientar. El líder va más allá del conocimiento o de la mera información. Y el problema puede ser que algunas personas junten mucha información para sentirse más seguras y, desde ahí, creer liderar.

Anónimo dijo...

Un lider se nace ya que debe tener el valor, las cualidades, los propositos, la capacidad y el intelectual para ser un buen lider y llevar un equipo de trabajo al maximo.

Vanessa
Puerto Rico

Hernan Chaves Navarro dijo...

Líder: Persona capaz de conducir al grupo hacia sus objetivos. Persona central que constituye el punto focal de la conducta de un grupo (Muñóz Sedano y Roman Perez, 1989).

Un lider puede o no nacer lider, y por cierto, qué es nacer líder, qué cosas tiene el que nace líder que lo hace diferentes a los demás. Partir del determinismo de que se nace líder o no se nace líder es una idea muy simple, y los seres humanos somos de todo menos simples.

Porque, por ejemplo, si un lider debe nacer con determinación, por ejemplo, sólo en la práctica, en el día a día, en el aprendizaje de ensayo y error es que esa persona encuentra la seguridad para ser determinado y directo en sus decisiones.

Pero si esa persona con esa predisposición no encuentra en su ambiente las oportunidades de practicar su determinación, qué hace, y si por el contrario, otra persona que no haya nacido con esta cualidad pero que su ambiente próximo le exige diariamente que tome decisiones y asuma responsabilidades, es más probable que sea más capaz quien más ha tenido oportunidad de poner en práctica su talento innato.

Es decir, un lider no puede nacer, porque las condiciones sociales y ambientales son laprincipal oportunidad de poner en práctica sus talentos.

Aún más importante que saber sus talentos es mejor identificar las posibilidades del entorno en el que se vive. Si sólo importara con lo que se nace para qué estudiar en la escuela, para que el colegio o la Universidad???

Por ejemplo; porqué no existieron tantas mujeres científicas en la antiguedad, no era porque no tuvieran el talento necesario sino porque las condiciones de la sociedad no se los permitía, de ahi que ahora las mujeres se incluyan en mayor porcentaje en la formación universitaria.

Por ende, el liderazgo se desarrolla, y depende más de las posibilidades del ambiente que de condiciones genéticas.

Anónimo dijo...

Ayer en la universidad hicimos un debate sobre ese tema, no todas las personas tienen la cualidad de ser lider porque quieren vivir en un bajo perfil. Pero hay que personas que los demás lo siguen sin el pretender ser lider a eso se le llama lider que nació con esa personalidad. No todas las personas que estudian son lideres.

ignacio dijo...

Leyendo el interesante artículo de si ser líder se nace o se hace, así como los comentarios subsecuentes llegué a la siguiente conclusión. Espero estar en lo correcto:

He establecido cuatro elementos para ser líder:

1. Se puede nacer con ciertas cualidades de líder (por ejemplo una voz muy clara, el carácter decisivo, el porte físco, etc).

2. Para darnos cuenta y entender y seguir desarrollando esas y otras cualidades innatas, es necesaria la preparación académica y ésta se da en las aulas y a través del estudio.

3. El ámbito donde se desarrollará el líder que creo son todos: en su casa (como jefe de familia), al rededor de su casa (representate de sus vecino), en la escuela (jefe de grupo), en la calle misma (en algún conflicto será el que trate de conservar la ecuanimidad y aquellos que tengan un raciocinio mas desarrollado lo entenderan y le darán la razón), y desde luego en las empresas donde no le costará mucho trabajo desarrollarse).

4. Voluntad. Hay personas que no les interesa ser líderes, jefes y sin embargo tienen las cualidades.
Hay personas que desean ser líderes y lo son pero por imposición tan solo por su "don de mando".

Diferencia entre jefe y líder:

Jefe: Es aquel que da órdenes a subordinados y se tienen que cumplir por ser el primero de una jerarquía mayor aunque los segundos no entiendan o no estén de acuerdo.
Líder: Es aquel que logra que los demás hagan lo que desea en base a convencimiento y motivación.

Solo me queda una duda:
¿Es posible que las cualidades para ser líder permanezcan "dormidas" o reprimidas derivado de experiencias negativas durante la infancia y puedan ser "despertadas" o descubiertas en algun momento de la vida adulta?

cleversito dijo...

bueno yo pienso que el lider se hace se forma con el tiempo , la educacion y la sociedad.
claro que todo esta en el estado mental
tanbien conozco casos donde los padres son liderez en una organozacion pero sus hijos son recontratimidos ejemplo mi primo david
auque creo que existen pocos casos asi.

Luis dijo...

Si bien es cierto que el entorno social se esmera en la formación (o no) de líderes, también lo es que una de las características principales de un líder, es el de ser (no parecer) inteligente, entonces, ¿Alguno de ustedes cree que la inteligencia se gana, se consigue o se compra? Es claro que el líder debe tener ciertos dotes intrínsecos que aunados a una formación socio-cultural adecuada(primeramente la familia, según Aristóteles) es posible obtener un líder verdadero.

Anónimo dijo...

vote por la opcion de que un lider nace, aunque me parece, que como nace tambien se crea, los seres humanos somos capaces de aprender y llevar responsabilidades, claro que no hay duda de que hay personas que nacen con ese don, y esa caris que agrada tanto a las personas....

Anónimo dijo...

Un líder tiene que cumplir con la siguiente descripción y me quedo corto:
1 Hablar el lenguaje de las personas que desea liderar y expresarse con una facilidad absoluta.
2 debe tener un profundo conocimiento de su trabajo o tarea que se realizara.
3 Tiene que tener la capacidad de reconocer el esfuerzo y los logros de sus seguidores.
4 también debe ser capaz de mantener el equilibrio emocional de sus seguidores.
5 Tiene que tener la capacidad de saber delegar, ceder el paso a nuevos liderazgos y tratar de transmitir todos sus conocimientos de forma incondicional.
6 No debe trabajar en función de su economía, si no en función de la economía de todos.
7 debe ser una persona bien administrada, con una capacidad de negociación extraordinaria.
8 Persona con valores, comprometido y orientado a logros, muy inteligente, independientemente de su nivel educativo.
9 debe Impulsar a sus seguidores a la grandeza y de esta forma reafirmarse como el líder de grupo una y otra vez

gabriel fuentes ( Infanteria de Marina) dijo...

particularmente considero que el LIDER nace con cualidades innatas, pero durante su desarrollo va generando herramientas, las cuales utilizadas correctamente sumadas a esas capacidades se logra SEDUCIR y convenser de tal manera qu los obijetivos se logran con el concenso general...