martes, julio 01, 2008

¿Hay racismo y xenofobia en España?

Y más en concreto: ¿cuando se trata de encontrar trabajo?

Ya sabemos de sobra que el hecho de ser de países tan "exóticos" como Perú, Ecuador, Polonia o Rumanía muchas veces constituye más una ventaja para según qué tipos de trabajos: obrero de la construcción, empleadas del hogar, ... (hmmm, por alguna razón no se me siguen ocurriendo más posibilidades, ¿será porque de dependientas no quieren los españoles a los que tienen aspecto extranjero?...)

Pero cuando se trata de trabajos cualificados, como Ventas, Administración, y no hablemos ya de otras áreas como la Ingeniería, el Marketing o la Dirección de Empresas, ¡por Dios, hasta ahí podíamos llegar!, tener apellidos extranjeros, a pesar de hablar el castellano perfectamente o incluso teniendo la nacionalidad española, es más bien garantía de que excluirán con mucha más rapidez el currículum del proceso de selección. Incluso cuando el desdichado sujeto haya realizado sus estudios en una Universidad española, con lo cual no caben los agravios comparativos respecto a las diferencias de calidad de estudios que aportan.

El otro día un amigo mío alemán (ojo: ¡alemán! es decir de raza blanca y del país europeo más poderoso económicamente y casi que en todos los sentidos) se quejaba de que hace 3 años cuando le tocó llegar a España para trabajar en Marketing en una multinacional alemana le recibieron a patadas. Le echaron de malas maneras de un banco y sufre a diario la xenofobia de sus compañeros de trabajo, al menos de algunos... Si un alemán dice esto, ¿qué no les pasará a los de piel oscura que vienen de otros países? le dije yo.

El caso es que España se está revelando como un país con profundísimos prejuicios respecto al de fuera, sea porque le ha tocado (o la ha atraído) una emigración de entrada de baja cualificación, sea porque hasta hace unos años el español no se tuvo que enfrentar a un fenómeno migratorio comparable al de otros países europeos, por lo cual era muy fácil aseverar aquello de que "en España no somos para nada racistas y/o xenófobos".

Pues ahora resulta que sí. Y mucho. Con ganas. Demostrando una fobia diaria generalizada, injustificada en la mayoría de los casos, que impele al español medio, en general votante de derechas, a creerse la raza superior sin darse cuenta de que la propia España tuvo que enviar muchos emigrantes a otros países en el pasado, cuando por el centro de Madrid apenas si pasaban carretas con burros. Pero ¡ay! qué corta es la memoria del desagradecido.

Con el agravante de que el español ni se molesta en indagar un poco más en los orígenes de ese pobre desdichado "inmigrante" (dicho así, con todo el asco del mundo), a ver si tiene una carrera, si sabe leer, si incluso sabe construir puentes,... no vaya a ser que tras saberlo eso no le permita subirse a su blanco caballo de señor feudal que se las da sabelotodo desde la altura de su BMW 4x4 comprado con el préstamo de la hipoteca. Eso en España, donde la media de lectura de libros por año y habitante es una de las más bajas no ya de Europa, ¡sino del mundo! y donde solamente un 6% de la población viaja al extranjero (según datos del propio Ministerio de Industria y Comercio Español).

Y vuelvo a mi pregunta inicial: ¿es posible que ante un CV con un apellido la mar de torero, como Fernández Gómez o Pascual Santamaría, y otro que incluya alguna "y", alguna diéresis o algún "ionov" al final, se descarte con más rapidez al segundo? Á mí me da en la nariz que sí, que muchas empresas se las dan de tolerantes, pero cuando llega la hora de la verdad, todo son malas caras y prejuicios por doquier. Todo sea para dormir mejor por la noche, sabiéndose "superior". Sin tener en cuenta que muchas veces, esos que tienen apellidos extranjeros pero que llevan una vida entera en España saben escribir mejor y se comunican con mucha más fluidez que el propio autóctono, que cada vez confunde con más facilidad los verbos y la "b" y la "v". Para que luego le digan en el Dpto de RRHH (ahhh, esos grandes seres con una probada capacidad intelectual por encima de la media) que seguramente por ser extranjero, aunque sepa hablar mejor castellano que ellos, no se "entera" con el idioma, tal como ellos lo hacen. Cuestión de superioridad, oiga.

11 comentarios:

Anónimo dijo...

Multinacional española. Me toca seleccionar a personal, y esto son algunos de los "perfiles profesionales" que me han dado los responsables de los departamentos para los que hemos hecho algún proceso en los últimos 2 meses:

- Lo único que me preocupa es que es Argentina y ya se sabe que son muy inconstantes.
- El problema con estas chiquitas jóvenes es que se casan y se te quedan embarazadas enseguida.
- No sé si sabías que Fulanito (el candidato) es homosexual. Pero ya me enteré yo, que no es de los que andan por ahí ...
- Para esta oficina necesitamos a un chico que ya hay muchas tías de baja.
- Prefiero una chica para el departamento porque es un trabajo muy administrativo(?)

Sin forzar mucho la memoria

Trabajo en el Extranjero dijo...

Lo mas coñero es que parece como si la gente se olvidase "de repente" que no hace ni 60 años, eran los españolitos los que se metian en pateras e intentaban entrar como ilegales en paises como Venezuela o Belgica.

Para muesta un boton o dos:

http://tinyurl.com/4jzxk5

o

http://tinyurl.com/5n62uw

Saludos!!!

Pelusocharro dijo...

¡¡¡ Ya huele este temita !!! En España sólo una parte muy pequeña es racista (la otra parte sabe que las razas en el ser humano no existen o les da un poco igual todo) Xenofobia?, tampoco, nadie discrimina a alguien por ser Rumano o Colombiano sino por lo que "asocia" voluntaria o involuntariamente a esa nacionalidad y aquí radica el problema... lo que somos es etnocentristas, esto es, pensamos que nuestra cultura y valores son mejores que los de los demás (pero también lo hacemos con los Americanos y son "blanquitos" ¿verdad?) En mi caso particular no conozco a ningún alemán, italiano, portugués trabajando en mi empresa (que los hay) que sea discriminado... todo lo contrario. El talento y el éxito a veces no van dados de la mano... tener un idioma en el país de los ciegos... ya se sabe.
Salu2,

porfineslunes dijo...

Peluso: ¿que ya huele este temita? Pues claro: ¡apesta! Siento disentir contigo, pero ¿¿que sólo hay una parte MUY PEQUEÑA de la población que es racista?? Por favor... Date una vuelta por los foros en Internet, y los comentarios del 20 Minutos o el Expansión, o incluso en Menéame para que se te pongan los pelos como escarpias. Hay blogs enteros dedicados a eso, y en las empresas basta con ver qué comentarios más desagradables se hacen con respecto a cualquier extranjero. Me parece que o tú vives en la única empresa de este país que no es xenófoba, con lo cual mi enhorabuena, o lo que no queremos es que se nos tache de menos de perfectos, porque por supuesto aquí en España NADIE es racista, faltaría más!!

Trabajo en el extranjero: la gente tiene poca memoria, desde siempre, sobre todo, sobre lo que no nos conviene. Pero ahora que viene la crisis, y de las gordas, a la gente ya se le empezará a bajar los humos... espero.

Anónimo: muy triste lo que cuentas, y sin embargo, verdades como puños. En privado la gente llama a las cosas por su nombre, aunque por supuesto, luego nadie es machista, ni xenófobo, ni racista en público, ¡¡faltaría más!!

Pelusocharro dijo...

Compañeros, era sólo una diferenciación terminológica... no digo que no haya discriminación pero no racismo sino etnocentrismo... Sólo diferenciaba entre xenofobia, racismo y etnocentrismo...

Cebolla dijo...

La diferenciación que hace Pelusorracho me parece bien. Es que es natural que el nativo mire con un poco de recelo al recién llegado sin importar de dónde venga. Y si la comida no alcanza, ¿qué esperabas?

Y el racismo como política de Estado, eso no se ha vuelto a ver nunca más.

Anónimo dijo...

La xenofobia es un miedo a lo desconocido, que afecta a casi todos los humanos, sobre todo, a los pueblos con poca experiencia en la recepción de inmigrantes. Es miedo a que la gente necesitada "venga a comerse lo poco que tenemos". Por desgracia, creo que España está viviendo uno de los momentos más racistas de su historia, pq todo ha cambiado muy de golpe. Hasta hace poco vivía en España y me tuve que ir porque no estaba acostumbrado a que me traten como ciudadano de segunda categoría por tener otro acento. También me chocaba que de todo se le echara la culpa a la inmigración. Pienso que entre los inmigrantes se encuentran los individuos más valientes y trabajadores de toda sociedad. Creo que volveré cuando la gente haya perdido ese miedo. De momento, me quedo en los países más veteranos en la riqueza.

Anónimo dijo...

Confirmo : experiencia tengo yo A DIARIO de sufrir el racismo "natural" de los españoles(entre ello unos y unas MUY DISCRIMINATORIOS, que PRETENDEN SER y se proclaman socialistas Y GRANDES demócratas, dándome lecciones de democracia A MI, cuando mi país de origen es una de las MAS ANTIGUAS DEMOCRACIAS de EUROPA Y QUE MUCHISIMO MAS SABRA de ello... el COLMO. En ello entonces el "socialismo" español dista mucho del socialismo de TODOS los demás países, y es preocupante para el Partido socialista saber que TANTISIMA Gente auténticamente de derechas en todos sus reflejos se ESCONDEN y se CAMUFLAN de esa manera) Y TAMBIEN SOY DEL NORTE de Europa y TAMBIEN soy de un país RICO (y tengo formación SERIA UNIVERSITARIA m u y amplia así como demostración profesional HECHA, PROFESIONALISMO SERIO, a diario con sudor y lágrimas y HABLO ESPAÑOL MEJOR que los españoles)y con larga tradición de acogida de inmigrantes - entre otros, inmigrantes ESPAÑOLES que SIGUEN llegando para jubilarse EN MUCHISIMAS MEJORES condiciones que en España - y de UN PAIS QUE FINANCIA A España, igual que ALEMANIA. Existe un MUY PROFUNDO racismo ESTRUCTURAL en España pero COMO N O existe el problema oficialmente, se NIEGA esa preocupante MENTE XENOFOBA. Y por lo tanto, pienso que si se NIEGA el grave problema de fondo, es que entonces SE CONSIENTE y SE APOYA de hecho ese racismo y esa xenofobia rancia. No me extraña nada la experiencia de tu amigo alemán.Pero para nada. Los Españoles cuando van a fuera - si es que se atreven dado que van a sentirse MUY mal por estar con EXTRANJEROS y hasta quieren mandarles COMO hacer las cosas, eso si, desde su GRAN experiencia democrática dan lecciones ENCIMA(hay que ser MUY TONTO para comportarse de esa manera pero en fín qué se le va a hacer),SIEMPRE dicen "España ES MEJOR" como CIEGOS que son o sea una forma de analfabetismo y de reacción de pobre y de XENOFOBO TOTAL, INCAPAZ de INTERcambiar en términos de IGUALDAD, de SIMETRIA. CERRADOS TOTALES y envidiosos rabiosos. Entre ellos los Españoles TAMPOCO conciben la igualdad o la simetría (SUPERIOR A INFERIOR y viceversa, tratos IMPENSABLES en Europa donde se HICIERON REVOLUCIONES de EMANCIPACION y no GUERRAS CIVILES)Alemania, por ejemplo, como OTROS países europeos, MUCHISIMO MAS RICOS y "más veteranos en la RIQUEZA" son muchísimo más tolerantes y la población asimiló ya hace mucho tiempo ese tipo de reflejo psicológico.Se NOTA muchísimo que España SIGUE TENIENDO MENTE DE POBRE y también de país NO DESCONTAMINADO del franquismo para NADA con ese nacionalismo y ese orgullo rídiculo y esas reacciones de PAIS C O N T R A país, en RIVALIA, cuando ello es perfectamente OBSOLETO desde hace SIGLOS en otros países. Repito, sufro ese RACISMO A DIARIO.Y EL CORRESPONDIENTE ACOSO LABORAL CONSTANTE(y cambiaron los "compañeros" de trabajo cada dos años, he visto pasar mujeres hombres jóvenes ancianos prejubilados con o sin formación superior procedentes de TODAS las regiones y ciudades de España y TODOS SON RACISTAS, absolutamente todos y todas manifiestan ODIO, rencor, agresividad, mala fé absolutamente TODOS y TODAS y SIEMPRE dan la preferencia al Español de turno aunque éste sea analfabeto, mentiroso, delincuente, caradura, amoral , e INCOMPETENTE y hasta tonto, NO PASA NADA : se le trata como a un Rey SOLO porque es Español(excepto quiza UNO que tiene una inteligencia considerada como normal en Europa y que, al parecer, tras veinte años de experiencia profesional en ese entorno, en España debe ser excepcional y que dice en voz alta TU HABLAS ESPAÑOL mejor que los españoles. Que tenga cuidado porque van a guillotinarle quizá por NO SER racista). Tengo compañera también de otra nacionalidad - mejor dicho de DOBLE origen española y francesa - que IGUAL SUFRE GRAN ACOSO RACISTA a pesar de tener sangre española, pero al no ser cien por cien : RACISMO DIARIO.NEGACION de su PERSONA. Y ello de parte de personas que NO SON POBRES para NADA. O sea que el racismo en España es TAN ESTRUCTURAL que hasta gente con SUELDOS M U Y elevados y SIN PREOCUPACION ECONOMICA de ningún tipo ES RACISTA profunda. QUE NO INVOQUEN el PRETEXTO de la Crisis económica porque NO ES VERDAD. La verdad y la realidad desgraciadamente es muchísimo más preocupante. Encima se añade la cuestión de la máxima hipocresía, dado que todos se declaran MUY demácratas, socialistas, socialdemócratas y SON MAS RACISTAS QUE CUALQUIER FACHA. PORQUE SON fascistas. Esa es la realidad.

Anónimo dijo...

tengo 14 años viviendo en españa, soy ecuatoriano de nacimiento, pero tengo nacionalidad española, esta noche he sufrido un ataque racista por parte de dos chavales, que casi me atropellan en un paso de cebra, y encima me dijeron que porque les miraba mal, sin haberles dicho ni hecho nada uno de ellos me escupio, otro me insulto, me provocaban para que les golpeara, pero pense en mi niño pequeño que es español, y mejor me fui, si hubiera querido, los mato alli mismo y me los como. a veces no saben con quien se meten. no hice nada porque me acorde de mi hijo. mas no por cobarde.gracias.

Anónimo dijo...

Yo soy cubano con nacionalidad estadounidense me casé con una española y vine para aquí. La verdad es que en los años que vine aquí cuando estaba el PP noté actitudes racistas pero no me parecieron tan exageradas como hoy en día. La realidad es que hoy las cosas están muy distintas a los tiempos aquellos. Es increíble como cambian las situaciones en tan poco tiempo.La economía de este país no marcha bien y el desempleo con este gobierno socialista ha aumentado y es natural que los nativos sientan temor a los extranjeros porque dicen que le vienen a quitar sus recursos y sus trabajos. Sin embargo hay una cosa que me preocupa mucho más que el racismo y la xenofobia en este país y es la ignorancia general en esta población. He tratado con españoles que emigran y ya puedo comprobar que son muy diferente.El pasar las fronteras les ha ampliado el horizonte de sus mentes. Que tengan en cuenta los españoles de aquí que muchos extranjeros de recurso han venido a este país a poner empresas también. Otros de esos extranjeros que vienen preparados podrían haber dado mejores aportes a la sociedad de España. Pero no se le ha dado oportunidades. Muchos sudamericanos vienen aportar con esfuerzo en trabajos que hacía no mucho los españoles no querían ni mirar con el rabillo del ojo. Hoy están desesperados por eso vuelve a salir a flote esos bajos sentimientos. Yo desciendo de españoles por el lado de mi padre. Me refiero a mis abuelos y ellos emigraron a Cuba cuando la desesperación aquí era terrible. Lo único que yo deseo es que sean más humildes y más abiertos porque esas actitudes tarde o temprano se pagan. Apenas hace unas pocas generaciones atrás los ciudadanos de este país tenían que ir al extranjeros. Que recuerden claramente y que esa historia se puede repetir. Yo por mi parte pueden decir lo que quieran. Yo puedo volver a los Estados Unidos en cualquier momento con mi familia porque la vida aquí se está volviendo cada vez más insoportable. También recuerde que la emigración es normal, las aves emigran y nadie les pide documentos. Las poblaciones emigran donde pueda existir una probabilidad de prosperar mejor.

Anónimo dijo...

Yo no sé porque los españoles se creen caucasicos o nordicos anglosajones que son los verdaderos europeos, si son moros.El argentino italiano es mas caucasico que ellos, incluso el Chileno europo y el uruguayo, porque estos paises recibirieron mucha inmigracion nordica o anglo, italiana del norte tb. El español no es nadie esteticamente al lado de un sudamericano europeo de verdad.