miércoles, enero 10, 2007

Aceptar ser llamado "animal" en el trabajo puede ayudarte a conservarlo

Las noticias curiosas, o en este caso, "bestias", provenientes del mundo laboral no dejan de asombrarnos por su variedad e "ingenio": ahora resulta que una empresa china establece en sus contratos de trabajo que el empleado pueda ser llamado "animal" en el caso de romper el compromiso con la empresa.

Y es que "animal" ("chu sheng" en chino) es un insulto muy serio en China. Lo más gracioso es la respuesta de la empresa a los trabajadores que se negaron a firmar el contrato con esta claúsula: el despido inmediato. Aún así, 200 de ellos firmaron sin rechistar. La empresa comprando su derecho a insultarte, ¡alucinante!

Bueno, una pequeña palmadita de apoyo a los trabajadores chinos: aquí, en Occidente, no es que te llamen "animal" directamente a la cara, pero hay muchos casos en los que te pueden llamar incluso peor, no sé de qué nos extrañamos...

1 comentario:

Cineahora dijo...

Y si el trabajador rompe su contrato con la empresa, lo de "animal" ¿también figurará en su currículum?