domingo, diciembre 10, 2006

Nuevo mandamiento de los RRHH en las entrevistas de trabajo

"Tirarse un pedo en la entrevista es perfectamente natural".

Es lo que se deduce de un increíble e inverosímil post del blog de un así llamado "Director de RRHH" (que no pienso enlazar, por supuesto, no regalo links) que dice cosas tan increíbles como que "no interrumpir al entrevistador, contestar de manera precisa y concreta, evitar curiosear demasiado en los pasillos" son bobadas que hace la gente "sin personalidad" para "falsear" una entrevista de trabajo.

Por lo visto, las ultimísimas tendencias en materia de erre-erre-hache-hache, llegadas directamente de Nueva York via Milano, consisten en decir en la entrevista lo primero que a uno se le pase por la cabeza, ir vestido de cualquier manera, comerse las uñas mientras se contesta y, si es posible, hacer gala de alguna espontaneidad como la tan ibérica costumbre de interrumpir al otro a la mitad de la frase o en su defecto, tirarse un sonoro pedo, ya puestos... Aparentemente, en su empresa son así (no comment).

Y todo esto lo da en llamar "tener personalidad propia, no ser una personalidad gris".

Además, confiesa que "hay otros trucos curiosos que no sabe ni él mismo cómo hacerlos: sentarse con suavidad, mirar al entrevistador con amabilidad pero no con fijación, preparar las preguntas para que no te pillen desprevenido"... Vaya, ¿un director de RRHH que no sabe cómo sentarse con suavidad o mirar con amabilidad? Lo que me queda por oír...

A la vista de estas graciosas confesiones suyas, no me queda más que preguntarme: ¿por qué en este nuestro querido y santo país del pincho y la tortilla, lo que es normal es considerado "falso", se invierten los valores y la "buena educación" pasa a ser considerada "out = sosez", y el ser de pueblo más que Marianico el Corto se considera ser "cool" y en la onda? ¿El buen sentido no es un valor a tener en cuenta? ¿Ha salido alguna vez esta persona de las fronteras de la piel de toro para comprobar que sí es posible sentarse con suavidad, e incluso, preparar sus preguntas antes de una entrevista? ¿El mundo es plano? ¿El Barça ganará la Liga? ¿De qué planeta vienen los RRHH? Pufff, cuántas preguntas, ya estoy agotado.

En fin, be natural, my friend, es lo que te queda, a falta de otra cosa.

Por mi parte, mi aplauso para esta última muestra de despropósito en el área de la dirección de RRHH: si el director es así, no quiero ni imaginar cómo serán sus empleados. Y ahora me voy a tomarme el brunch.

9 comentarios:

Zapatilla dijo...

Este paso, un buen curso de sicologia tendremos que tener para poder pasar el primer filtro del departamento de RRHH.

Telémaco dijo...

Estaba deprimido porque aquello de que se acaba el puente.. pero me has hecho reir, gracias tio, eres genial.

pablojular dijo...

Por tu nuevo post veo que te he ofendido. No era mi intención.

porfineslunes dijo...

telémaco: pues me alegro de haberte puesto una sonrisa. Y no te pongas triste, hombre, que dentro de nada otra vez vacaciones.

Victor dijo...

vaya telita jajajaaj

Cineahora dijo...

¡Hombre! Uno puede ser natural, pero tan descarado o maleducado, aunque sea moda, o mole, por supuesto que no.
Tal vez haya otras maneras de mostrarse original y 'diferente' si es lo que se busca. Y no hay que confundirlo con otras maneras.
Para ello está la función del entrevistador, la de intentar determinar si esa persona cumple el perfil para el puesto de trabajo. O de lo contrario, ¿para que sirve la función de RR.HH.?
No sé. Igual es que yo estoy muy atrasado y quizás haya una técnica nueva que consiste en tirarse un pedo para analizar la personalidad (tal vez por ello "analizar" viene de aquí, de "anal". Chiste malo. Lo sé).
Saludos!

sublibrarian of the year dijo...

¡¡Las entrevistas de trabajo para curator deben ser un circo!!

"Se valorará:

-Zapatillas inéditas en la península o, en su defecto, pantunflas a cuadros.

-Mueca convincente de desagrado y/o repugnancia acompañada de sonrisa condescendiente.

-Doctorado en filosofía contemporánea (preferentemente no demostrable).

-Gafas de sol de la olimpiada de Moscú (sin osito).

-Beca del MOMA.

-Gestualidad "trabajada" en entornos trendy.

-Amistad con Marcelo Expósito (haber sufrido jugarreta suya cuenta como tal)."

Perdón

porfineslunes dijo...

¡Y sin perdón! ;)

cmarti dijo...

porfineslunes muchas gracias por tu respuesta. Estoy de acuerdo en casi todo lo que dices, incluso creo que el valor de tu blog es la frescura y la visión incisiva (y muchas veces crítica) con la que abordas el ámbito laboral. Que conste que mi comentario no fue por corporativismo. No pertenezco a un departamente de RRHH; soy profesor y consultor. Y además no conozco al susodicho. Hago comentarios en los blogs que me interesan y que consulto con asiduidad, y en los que cuando veo que se pasan o se falta el respeto a alguien me molesta, y se lo hago saber al bloggero en cuestión. Insisto, no con ánimo de imponer límites ni de tocar las narices, sino como meras opiniones de un lector asiduo del blog. Por supuesto que es tu blog y haces lo que quieres con él, tú marcas las pautas y el tono, pero considero que si algo tiene de valioso esto de los blogs, es el poder conocer la opinión de los que te leen. Yo seguiré visitando tu blog porque me gusta y me parece muy interesante; y si me dejas, también opininando (no imponiendo). Un saludo,
cmarti